Guardia Civil de Moaña.

Un vecino de Moaña denunció ante la Guardia Civil que había recibido varios cargos en su tarjeta por compras a través de Internet que él no había hecho

La Guardia Civil investiga penalmente por un delito de estafa a una pareja de Redondela que efectuaron compras por valor de 3.000 euros, utilizando varias tarjetas de crédito sustraídas. Las investigaciones llevadas a cabo por efectivos del Puesto de la Guardia Civil de Moaña se iniciaron el pasado mes de diciembre cuando un vecino del municipio denuncia que había recibido la notificación de varios cargos en su tarjeta de crédito por compras a través de Internet que no había realizado.

Las pesquisas enseguida se orientaron sobre el entorno laboral de la víctima al tener noticia donde se tenía constancia de que le había sucedido algo similar a otros cinco empleados de la misma empresa, ubicada en Vilaboa. Finalmente, se pudo concluir que un trabajador del servicio de limpieza de la empresa había accedido a los vestuarios y, al menos, sustrajo las tarjetas de crédito de cuatro empleados, con las que efectuaría varias compras a través de Internet.

El modus operandi consistía en efectuar las compras a través del teléfono o móvil de su pareja sentimental, que se las remitían al domicilio de ambos en Redondela, pero a nombre de otra persona para encubrir sus identidades.

Con esta investigación se ha procedido a la investigación penal de este vecino de Redondela, y a su pareja sentimental, y se han esclarecido los delitos de estafa por uso fraudulento de varias tarjetas bancarias, hurto y usurpación de identidad.

Las diligencias instruidas se entregaron en el Juzgado de Instrucción de guardia de Cangas, donde deberán comparecer los investigados cuando sean requeridos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí