La presidenta de la Diputación, Carmela Silva.

Es la primera mujer de Galicia en ocupar este cargo. También la primera portavoz parlamentaria en el Senado. Todo un ejemplo de su lucha incansable a favor de la igualdad y de la promoción de las mujeres. Sin embargo, ante esta crisis sanitaria sin precedentes ha tenido que emplear todos sus esfuerzos en arropar, acompañar y aconsejar a quienes conforman la Diputación, los concellos. Ahora se encuentra inmersa en implementar y potenciar un paquete de medidas que alivien el camino a la nueva normalidad y que dibujen un paisaje económico y social diferente en el que la provincia de Pontevedra ocupe un papel imprescindible dentro de Galicia.

MN.- ¿Cuál ha sido el papel de la Diputación en esta crisis?

CS.- Creo que en esta situación, en una de las crisis más importantes de nuestra historia, se ha demostrado el papel fundamental de las administraciones locales, las más próximas a la ciudadanía, en la protección de las personas y colectivos más vulnerables. Por nuestra parte, en el caso concreto de la Diputación de Pontevedra, hemos impulsado más de 300 acciones dirigidas tanto a los concellos, como al tejido socioeconómico y a la ciudadanía, siempre partiendo de la unidad, de la suma de sinergias, del modelo de gobernanza y de la colaboración interinstitucional para garantizar la seguridad de nuestras vecinas y vecinos.

MN.- ¿Cuál será a partir de ahora?

CS.- Seguimos trabajando en la misma línea, escuchando a todos los agentes de la provincia de Pontevedra para continuar impulsando medidas que permitan paliar las consecuencias de la crisis ocasionada por la covid-19. Vamos a trabajar duramente para facilitar la gestión de los concellos, dotándolos de nuevos recursos e inyecciones de liquidez, como hemos estado haciendo hasta ahora con más de 28 millones de euros a disposición de los municipios de la provincia. Ellos están en la primera línea de atención a la ciudadanía y asumiendo muchas veces competencias que no son suyas. Por eso acabamos de crear con el consenso de gobierno y oposición una Comisión Técnica de Asistencia a los concellos, además de canalizar sus demandas hacia otras administraciones.

Igualmente trabajamos para mejorar la situación en el ámbito del empleo, del turismo, de la igualdad, de las infraestructuras provinciales, de la cultura, del deporte, de la transición ecológica y atención a las personas y colectivos más vulnerables. En definitiva, seguimos prestando colaboración a todas las instituciones que compartan con nosotros el objetivo de garantizar el bienestar de la ciudadanía de la provincia. De hecho, creemos en la política de acuerdos, no en la de confrontación. Desde el inicio de la crisis hemos ofrecido un gran pacto para que todas las administraciones, cada una con sus competencias, trabajemos juntas y coordinadas. No tiene sentido que todas hagamos lo mismo, cada una por su lado. Eso no es eficaz ni tiene sentido alguno. Por eso reclamamos a la Xunta que nos convoque a los entes locales para que estemos todos en un Plan inmediato de Reconstrucción para Galicia. Diputaciones y Concellos somos los que mejor conocemos el territorio, no nos pueden dejar fuera.

MN.- ¿Ha estado en contacto con todos los concellos o se ha notado el color político de cada uno de ellos?

CS.- A lo largo de estos dos meses he estado en contacto con todos y cada uno de
los 61 ayuntamientos que tiene la provincia de Pontevedra, bien de forma individual, bien a través de reuniones telemáticas que hemos mantenido con sus alcaldes y alcaldesas para explicar las medidas adoptadas y las líneas de trabajo de la Diputación de Pontevedra. Como saben, nuestra acción política en la provincia ha demostrado en estos cinco años que no hacemos distinciones en función del color político. Creemos en la equidad y en la justicia, en el reparto de fondos en función de criterios objetivos y así lo hemos hecho tanto antes de la pandemia como durante y después de la pandemia porque es y será nuestro modo de trabajar y la ciudadanía de la provincia ha avalado y revalidado este modelo de funcionamiento de la Diputación de Pontevedra.

“La ciudadanía de esta comarca es muy inteligente y es muy consciente de que desde la Diputación hemos estado no al 100 sino al 1000% en la gestión de esta crisis

MN.- Acusa a la Xunta de falta de información y de colaboración y desde Santiago a usted de estar out durante la crisis… ¿Cómo explicaría esto a los morracenses?

CS.- Insisto en que no es el momento de confrontar sino de mostrarse unidas y unidos y de colaborar institucionalmente. Y además, la gente no perdonará a quien busque réditos políticos o partidarios en esta crisis. Pero, en cualquier caso, habría que decir que quien ha estado out ha sido la Xunta: no ha aportado un euro a los concellos, no ha planteado todavía un Plan de Restructuración para Galicia y sigue actuando de forma unilateral sin apostar por la cogobernanza que, paradójicamente, Feijoo reclama tanto al gobierno del Estado. Yo sigo esperando que la Xunta nos conteste. Llevamos mes y medio esperando su respuesta después de tres cartas para que nos convoque. Pero a la Diputación de Pontevedra no la encontrarán en este debate para confrontar, estamos en buscar soluciones para la gente que nos necesita más que nunca. La política tiene que dar soluciones, no más problemas. Siempre he mantenido esta premisa y hoy más que nunca debemos seguir sumando sinergias y apostando por el trabajo común para salir cuando antes de la crisis. Ahora bien, la ciudadanía de esta comarca es muy inteligente y es muy consciente de que desde la Diputación hemos estado no al 100 sino al 1000% en la gestión de esta crisis, siempre preocupadas y preocupados por nuestras vecinas y vecinos, por su bienestar, seguridad, atendiendo las demandas de los concellos y levantando la mano siempre que nos pedían ayuda, sea desde el ámbito local o desde el autonómico y estatal.

MN.- ¿Ante una situación excepcional, no debería de haber una estrategia común?

CS.- Hay una estrategia común que es la que ha marcado y está marcando el Gobierno de España, siempre escuchando a las Comunidades Autónomas y también a los gobiernos locales a través de la Federación Española de Municipios y Provincias. Esa estrategia común es, precisamente, la que nos está permitiendo ir avanzando hacia la nueva normalidad y dando pasos hacia adelante para poder superar esta pandemia. Yo lo que espero es que la Xunta se pronuncie de una vez sobre esta llamada al pacto, y que haga en Galicia lo que le reclama constantemente al gobierno de España.

MN.- Ahora la principal preocupación es el verano y sus consecuencias económicas, especialmente, en zonas costeras como ésta. ¿Desde la Diputación ya se está trabajando esa línea?

CS.- Claro que sí, el sector turístico es una de nuestras grandes preocupaciones puesto que representa más del 11% del PIB gallego, siendo una importante fuente de riqueza y de generación de empleo en la provincia. Por eso, desde el minuto uno, hemos estado trabajando de lleno para poder poner medidas sobre la mesa y poder solucionar esta situación. Para que vean, y por citar algunas cuestiones que lanzamos en este período, ya hemos presentado el avance del Plan de Reactivación, el primero que, desde luego en España, ha presentado una administración provincial. Además, ya se está elaborando el nuevo Plan Estratégico de Turismo para los años 2021-2023 y hemos puesto en marcha numerosas campañas de promoción del destino como el audiovisual “Viaxa mañá” o la iniciativa “#21Days21Destinations” que tuvieron una acogida enorme, porque la promoción va a ser fundamental para el turismo que viene. Lo mismo ocurre con las campaña de apoyo al producto local “Pontevedra Provincia na túa cesta” o la de promoción del comercio local que están ligadas a la atracción del turismo y que hacemos de forma diferenciada en cada comarca.

También tenemos ya terminados los planes de contingencia para las oficinas de turismo adheridas a la red Rías Baixas. Igualmente, durante estos meses seguimos apostando por la formación on line en materia de calidad turística y la próxima semana echa a andar la aceleradora de empresas turísticas. Estamos desde el principio manteniendo reuniones con los festivales de música y de cine de la provincia a los que vamos a mantener nuestro apoyo, al igual que a los concellos con fiestas turísticas de interés. Además, mantuvimos encuentros con la Secretaría de Estado de Turismo a través de la Red de Destinos Inteligentes de la que formamos parte, participamos en el Consejo Galego de Turismo, así como convocamos telemáticamente a la Mesa provincial de Turismo. En definitiva, nuestro compromiso con este sector es claro y no pararemos de idear líneas de acción para contribuir a mejorar la situación de todos los agentes implicados en el turismo en la provincia de Pontevedra.

MN.- ¿Cuáles son las principales preocupaciones de los alcaldes y alcaldesas de la comarca de O Morrazo en este momento? 

CS.- En estos momentos la principal preocupación de los alcaldes y alcaldesas de la comarca de O Morrazo es la salud de sus vecinas y vecinos. Están trabajando duramente para garantizar la seguridad de todas y de todos ellos y su esfuerzo en estos meses ha sido y sigue siendo encomiable. Están demostrando una gran dedicación y compromiso con la ciudadanía y los y las felicito por ello: muchas gracias.

“Está ahora en nuestras manos seguir avanzando para alcanzar lo más rápido posible esa nueva normalidad”

MN.- ¿Está de acuerdo con decisiones como la de dividir en dos núcleos una parroquia para permitir la libertad horaria como en Moaña o es más partidaria de la senda de Cangas?

CS.- Creo que el Gobierno de España ha hecho un trabajo de diez, incuestionable, en cuanto a las diferentes fases del plan de desescalada para la nueva normalidad y respecto a la movilidad de la ciudadanía. Todas las vecinas y vecinos de Pontevedra, de la comarca de O Morrazo, están teniendo un comportamiento ejemplar, adaptándose a los requisitos marcados por el Gobierno que, como dije anteriormente, no voy a cuestionar. Está ahora en nuestras manos seguir avanzando para alcanzar lo más rápido posible esa nueva normalidad a la que debemos también acostumbrarnos y para la que es necesario cumplir las pautas marcadas y mantener la unidad y la colaboración interinstitucional.

MN.- Por último ¿le ha cambiado en algo esta crisis (forma de hacer política, de pensar, de priorizar determinadas cosas….)?

CS.- Yo creo que, en general, han cambiado mucho las cosas para mí y para el conjunto de la sociedad. Lo principal es el modo de relacionarnos, que ya es diferente y va a seguir siéndolo. Pero también ha puesto en valor todo lo que tiene que ver con las nuevas tecnologías, su utilidad y la capacidad que tienen para poder permitir mantenernos en contacto, relacionarnos a distancia, trabajar, reunirnos con personas de diferentes lugares y poder seguir haciendo política y tomando decisiones en beneficio de la ciudadanía. Además, esta pandemia ha puesto en valor cuestiones que antes eran consideradas para algunas personas como secundarias. Cuestiones a las que no se les prestaba la atención suficiente, normalmente porque se asociaban a la mujer y me refiero a los cuidados que, hoy por hoy, se ha demostrado que son y deben ser una prioridad. Así que, sí, esta crisis histórica ha supuesto un antes y un después para todas y todos nosotros y lo ha revolucionado todo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí