La concelleira de Sanidade y Servicios Sociais del Concello de Cangas, Victoria Portas, ha remitido a la Consellería de Política Social y a la de Sanidade que envíen test del Covid-19 para las nuevas trabajadoras del Servizo de Axuda no Fogar (SAF) y los nuevos dependientes que se han integrado tras el refuerzo en este área por parte de la Xunta como consecuencia de la pandemia. Portas pide, además, que marquen un protocolo para realizarlos ya que con la ampliación de la ayuda el consistorio cree importante saber si los nuevos empleados y nos nuevos usuarios son o no portadores del Covid-19.

Y es que en el escrito la concelleira revela que el SAF tiene actualmente 22 trabajadoras de baja aunque, en principio, ninguna por el virus puesto que indica Portas que en este momento “no se confirmó ni un solo caso de Covid en los dependientes”.

Este servicio se lleva a cabo en Cangas mediante contrato con la empresa Edades SL, que a día de hoy y desde el primer día del estado de alarma, se marcó un protocolo de seguridad para garantizar que los dependientes habían estado protegidos el máximo posible, con tareas como que las propias trabajador@s del SAF llevan la compra para evitar así uno contagio por la visita continuada de diferentes personas de los supermercados o familiares ajenos al domicilio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí